ANSIEDAD POR SEPARACIÓN

La ansiedad por separación es un problema de comportamiento que presentan algunos perros al quedarse solos en casa o al separarse de sus propietarios. Este trastorno representa el 20% de problemas de comportamiento que atienden los veterinarios.

Tenemos que puntualizar que no se trata de una obsesión, sino de un vínculo de apego y una incapacidad de construir un equilibrio estando fuera de la visión de sus dueños.

Existen distintos tipos de Ansiedad:

-Tipo 1 hiperapego primario: Cuando se produce el destete de los cachorros de su madre antes de tiempo. Lo ideal es que esta fase se produzca de una manera natural para que la madre les pueda enseñar a estar sin su protección.

El destete de los cahorros debe hacerse de manera gradual para fomentar la propia independencia

Tipo 2 hiperapego secundario: Se produce después de haber pasado un tiempo prolongado con el perro. Tras experimentar ese contacto repetitivo con la persona de referencia, creando una dependencia que provoca ansiedad cuando su “seguridad” se ausenta. En este apartado podemos incluir un abandono o fallecimiento de la figura de referencia. Ya que a perdido un estímulo importante que le hacía sentir seguridad y confort.

-Tipo 3: Asociamos este tipo cuando el perro sufre una experiencia traumática o negativa estando solo. En este caso, sólo aparecerá la ansiedad frente al estímulo que provoca esta situación.

SÍNTOMAS

Existen dos tipos de síntomas los llamados productivos y síntomas deficitarios.

-Productivos:

  –Comportamiento destructivo. Destroza objetos y muebles al estar solo

  –Ladridos excesivos.

  –Orinar y defecar dentro de la casa. Especialmente cerca de la puerta de  salida        

Vómitos o diarreas

-Deficitarios:

  –Dejar de beber

  -dejar de comer

  -Ignorar los juguetes

Si llegado a este punto nuestro perro presenta algunos o todos los síntomas, es mejor llevarlo al veterinario para que pueda diagnosticarlo y no se pueda encubrir con otras patologías derivadas de otras enfermedades.

¿SE PUEDE CORREGIR LA ANSIEDAD POR SEPARACIÓN?

Se tiene que identificar el foco o lo que lo produce. A partir de aquí con la ayuda de tu veterinario y educador, etólogo o adiestrador se pueden corregir mediante unas pautas. Hay veces que depende del grado de ansiedad, es necesario hacer un tratamiento combinando fármacos y pautas para corregir este proceso.

-No establecer una rutina al salir de casa

-Ejercicio físico. Es recomendable que antes de salir del domicilio pueda hacer ejercicio en la calle para que pueda hacer sus necesidades y haga gasto de energía

-Ir alternando las salidas del domicilio con más frecuencia y con más duración de tiempo.

-No sentirnos culpables por dejarlos solos, al salir de casa no se deben dar excesivos mimos.

-Dejarles algunos juguetes para que puedan interactuar con ellos.

-Se pueden utilizar recursos sonoros como la radio, televisión o música ambiental. Esta última hay en el mercado varias melodías anti estrés que ayudan a estabilizar a nuestro perro.

-No se debe permitir que el perro obtenga la atención con exigencias.

-Mejorar la relación con el refuerzo positivo.

La ansiedad por separación es uno de los problemas de comportamiento que mejor se resuelve siempre y cuando la modificación de conducta se haga correctamente

Por último, recordar que todo tiene su tiempo y que cada perro tendrá tiempo en su respuesta. La modificación de nuestros hábitos facilita la resolución del problema, pero también debemos recordar que esto no es de un día para otro. La constancia y la paciencia en estos casos es un punto a tener en cuenta.

Os esperamos en el próximo articulo